Archivo de la categoría: Minerales

El magnesio está de moda

El pasado 22 de Octubre, Victor Amela publicó en la famosa contra de La Vanguardia una entrevista a Ana María Lajusticia. Esta entrevista es una apología al uso de magnesio oral y puedo afirmar que desde su aparición en el periódico este mineral está más de moda que nunca.

Imagen

El magnesio juega un papel importante en más de 300 reacciones químicas que mantienen el funcionamiento normal de tu cuerpo, incluyendo procesos de producción de energía, la duplicación del ADN, actúa relajando los músculos después de que el calcio estimule su contracción y un largo etc.

Sigue leyendo

Deja un comentario

Archivado bajo Alimentación, Consejos, Minerales

Los 10 minerales que requiere nuestro cuerpo (parte II)

6. Hierro: podemos encontrarlo básicamente almacenado en el hígado. el bazo y la médula osea en forma de ferritina. En condiciones normales, la absorción diaria de hierro equivale a las perdidas que se ocasionan de forma natural, exceptuando a las mujeres en edad reproductiva y en períodos de menstruación, donde la pérdida de hierro es superior a la cantidad absorbida. La falta de hierro en el organismo se traduce en una producción inferior de glóbulos rojos, y por lo tanto, representa una dificultad en el transporte de oxígeno y por lo tanto, puede provocar fatiga, debilidad o dolor de cabeza. El hierro se encuentra de manera natural en mariscos, legumbres, huevos y carnes rojas, y podemos aumentar la absorción de éste si lo combinamos con la ingesta de vitamina C.

7. Magnesio: forma parte de la estructura ósea y de los tejidos blancos. El magnesio interviene activando varios enzimas y en la transmisión del impulso nervioso. Sin embargo, con una alimentación normal, nuestro cuerpo se asegura en aporte mineral necesario. En caso de déficit de éste, se puede experimentar debilidad muscular, excitabilidad y somnolencia. De entre los alimentos con un mayor aporte de magnesio destacan: frutos secos, cereales y legumbres, aunque también se encuentran en menor medida en lácteos, vegetales de hoja verde y algunos pecados y mariscos.

8. Potasio: se trata del principal catión intracelular y es especialmente necesario durante las épocas de crecimiento, o bien en patologías digestivas o quemaduras. El potasio regula el contenido de agua celular, es un activador enzimático, participa en la síntesis proteica y glucídica. Se encuentra en la mayor parte de alimentos como pueden ser, frutas y verduras, o bien en carnes, pescados y mariscos.

9. Sodio: mantiene la presión osmótica en el medio extracelular, e interviene en el equilibrio ácido base. El sodio se encuentra de manera natural en prácticamente todos los alimentos que ingerimos, y además en la sal común que utilizamos en la cocina, de manera, que la falta de sodio en el organismo sólo de produce en casos de alimentación muy deficiente.

10. Yodo: lo localizamos fundamentalmente en la glándula tiroides y es necesario para el buen desarrollo de huesos y cerebro. Juega un papel muy importante durante el embarazo, la lactancia y en la fase de desarrollo de bebés y niños. Una falta de yodo en el organismo provoca que la glándula tiroides aumente la producción de hormonas tiroides y el incremento de la propia tiroides. Es importante mantener un nivel de yodo adecuado sobretodo en mujeres embarazadas, ya que la falta de este, puede provocar daños irreversibles en el feto. Se encuentra principalmente en mariscos y pescados, pero no hay que olvidar una importante fuente de este mineral como es la sal yodada.

@DoctorVitamina

Parte I – Los 10 minerales que requiere nuestro cuerpo (parte I)

Deja un comentario

Archivado bajo Alimentación, Minerales

Los 10 minerales que requiere nuestro cuerpo (parte I)

El correcto funcionamiento de nuestro organismo depende básicamente de la ingesta de agua y macronutrientes, aunque también es necesario aportar vitaminas y elementos químicos esenciales (comúnmente denominados minerales). De entre estos minerales esenciales para el cuerpo podemos destacar 10 elementos principales y que no pueden faltar en nuestra alimentación:

  1. Azufre: juega un papel muy importante en la coagulación sanguínea, y en la formación de colágeno. Aunque el déficit de azufre no es común en personas sanas, puede retrasar el crecimiento y debilitar la piel. Se presenta en alimentos como las carnes, pescados, huevos y lácteos, y en hortalizas como el brócoli, los espárragos y las cebollas.
  2. Calcio: es uno de los elementos principales que forman nuestros huesos y dientes. Es también un elemento clave para la transmisión de impulsos nerviosos y para la contracción muscular. Cuando se produce una falta de calcio en el organismo, puede provocar osteoporosis y osteopenia. En cualquier caso, son enfermedades que se producen por la insuficiencia de calcio en el organismo durante un tiempo prolongado, y por lo tanto, el mejor remedio es la prevención, asegurando una buena ingesta de calcio, y ayudando a este a fijarse en los huesos mediante la vitamina D. Los alimentos que nos aportan mayor cantidad de calcio son los lácteos (leche, quesos, yogures…), los frutos secos, las legumbres y algunas verduras como las espinacas.
  3. Cloro: es el principal anión extracelular. És importante para mantener la presión osmótica, y el componente principal del jugo gástrico. Las necesidades de cloro se cubren con la ingesta de alimentos, especialmente de aquellos rico en Na (sodio) y K (potasio), y en la sal común.
  4. Flúor: nos ayuda a evitar la desmineralización ósea y mantiene la resistencia a la caries dental. Sin embargo, un exceso de flúor puede provocar patologías óseas o bien la aparición de manchas en los dientes. La fuente principal de flúor para nuestro organismo proviene del agua potable, aunque también lo encontramos en pescados y en el té.
  5. Fósforo: juntamente con el calcio, lo encontramos en nuestra estructura ósea. También participa en la contracción muscular y en la conducción nerviosa. Una alimentación variada nos aporta el fósforo que el organismo necesita, y la carencia de este elemento sólo se encuentra en el caso de bebés prematuros. Los productos que nos aportan mayor cantidad de fósforo son los lácteos, los frutos secos, pescados y legumbres.

Una alimentación variada y saludable debería de aportarnos los minerales descritos sin problemas. No obstante, en casos de alimentación deficiente, o bien en caso de sufrir una enfermedad que disminuya la presencia de alguno de estos elementos, puede ser necesario acudir a productos que nos aporten de manera artificial dichos minerales.

@DoctorVitamina

1 comentario

Archivado bajo Alimentación, Calcio, Minerales